Inicio / Blog / Cambio en el algoritmo de Google: ¿qué es y cómo seguirlo?
Cerrar

Cambio en el algoritmo de Google: ¿qué es y cómo seguirlo?

¿Sabes cómo funciona el algoritmo de Google? Descúbrelo aquí.

Cambio en el algoritmo de Google: ¿qué es y cómo seguirlo?

El algoritmo de Google es, sin lugar a dudas, una de las tecnologías más influyentes jamás creadas, por lo que tiene un alto impacto en la búsqueda de información alrededor de todo el mundo, pues se estima que se realizan alrededor de 63 mil búsquedas cada segundo, lo que es igual a un aproximado de 5 600 millones de búsquedas al día.

Estas búsquedas son dirigidas a más de mil millones de sitios web activos en internet, según la firma de investigación Netcraft, y analizar todos esos sitios para escoger los que mejor responden a la intención y los tipos de búsqueda de los usuarios es una tarea monumental.

Es por eso que los motores de búsqueda usan algoritmos muy complejos.

¿Sabes lo que es el algoritmo de Google y cómo funciona? A continuación, te contaremos los detalles sobre ello y cómo puedes mantenerte al día y adaptarte a los cambios.

VIDEO | 7 canales de venta y marketing más exitosos en internet

262
Post index MenuÍndice
¿Qué es un algoritmo y cuáles son sus características? ¿Cómo funciona el algoritmo de Google? Veamos un ejemplo de como funciona el algorito de Google ¿Cómo mantenerse al día con los cambios y adaptarse? En la práctica, poco ha cambiado
Volver al índice

¿Qué es un algoritmo y cuáles son sus características? 

Un algoritmo es un procedimiento que define un conjunto de instrucciones que deben llevarse a cabo en un orden específico con el fin de obtener el resultado deseado.

Generalmente, define dos factores: tiempo y espacio. Es decir, cuánto será el tiempo de ejecución y cuánto espacio requiere el algoritmo. Por lo general, se desarrollan de forma independiente de los lenguajes subyacentes, por lo que un algoritmo se puede implementar en varios tipos de lenguajes de programación.

Las características de los algoritmos son:

1. Entrada

Es necesario que el algoritmo posea uno o varios valores de entrada que sean distintos de 0.

2. Salida

Es posible obtener uno o más resultados al final de un algoritmo.

3. Inequívoco

Esta es la definición de un algoritmo perfecto, lo que implica que sus instrucciones deben ser directas y precisas.

4. Finito

Las instrucciones de un algoritmo deben ser limitadas, es decir, finitas.

5. Efectividad

Como cada una de las instrucciones de un algoritmo afecta a todo el proceso y el resultado, estás deben ser adecuadas.

6. Sin importar el idioma

Se debe ser capaz de utilizar un algoritmo en cualquier idioma y este debe dar resultados exactamente iguales.

¿Cómo funciona el algoritmo de Google? 

Los algoritmos de Google funcionan, en conjunto, con un sistema complejo que les permite encontrar, clasificar y mostrar las páginas más relevantes de una búsqueda determinada.

Este sistema es extremadamente complejo y toma en cuenta cientos de factores que no son de conocimiento público. Actualmente, se cree que hay más de 200 factores de clasificación, pero nadie los conoce todos.

Cuando un usuario realiza una consulta, por ejemplo, la receta de una comida, Google mapea la web para analizar millones de páginas y crea algo llamado índice.

Imagínalo como una biblioteca inmensa donde Google busca cada vez que alguien realiza una consulta de cualquier tipo.

VIDEO | Posicionamiento SEO: 5 Tips para estar en lo alto de Google

Veamos un ejemplo de como funciona el algorito de Google

Ahora bien, hay muchas páginas que tratan sobre esa receta de comida que está buscando el usuario. Algunas hablan sobre la historia de esa receta, otras son artículos científicos y otras tal vez no tienen nada que ver con la preparación de una comida.

Pero como el usuario no tiene el tiempo ni la motivación para hacer clic en millones de resultados, los algoritmos de Google primero intentan entender exactamente lo que está buscando para que los resultados sean útiles, incluso si el usuario no sabe muy bien las palabras que debe usar o si su ortografía no es perfecta.

Luego, examina millones de posibles coincidencias (crawling) y las ordena automáticamente colocando las más relevantes en las primeras posiciones (indexación).

Sin embargo, ¿cómo los algoritmos deciden realmente qué páginas aparecen en primer lugar? Aquí es donde entran los cientos de factores que intervienen en la clasificación de los resultados de búsqueda.

Algunos de esos factores son:

1. Frescura

Esto se refiere a qué tan reciente es el contenido de una página web, es decir, cuándo fue la última vez que se actualizó. Este factor es importante en los contenidos que deben ser los más nuevos posible para ser relevantes, como las noticias.

2. Significado de la consulta

Para devolver resultados de valor, Google debe comprender exactamente qué es lo que busca el usuario y cuál es su intención de búsqueda.

3. Menciones de palabras claves

Uno de los factores más conocidos es la cantidad de veces que aparecen en el contenido los términos o palabras clave que busca el usuario.

4. Experiencia de usuario

Los portavoces de Google afirman que les importa que las páginas ofrezcan una buena experiencia de usuario, la cual está determinada por la velocidad de carga de la página, enlaces internos, navegación intuitiva, adaptabilidad móvil, diseño atractivo, entre otros.

VIDEO | SEO: lo que necesitas para conseguir posicionarte mejor en Google

¿Cómo mantenerse al día con los cambios y adaptarse?

Google actualiza sus algoritmos prácticamente todos los días y lleva a cabo actualizaciones grandes dos o tres veces al año que pueden tener un impacto significativo en las clasificaciones.

Ante tantos cambios, es importante mantenerse al día para no quedarse atrás en los resultados de búsqueda debido a una modificación en los factores de clasificación.

Para hacerlo, la misma empresa de Google cuenta con varios canales donde publican las actualizaciones de su algoritmo y donde tienen una gran cantidad de documentación oficial sobre cómo funciona.

Por ejemplo, puedes consultar:

En la práctica, poco ha cambiado 

Aunque el algoritmo de búsqueda de Google es un sistema complejo que cambia constantemente y que tiene muchos aspectos dinámicos, en la práctica, su objetivo sigue siendo el mismo: devolver los mejores resultados para una consulta determinada.

En este caso, las prácticas adecuadas para que las actualizaciones de Google no te afecten negativamente, son:

  • Crear contenido de calidad, bien maquetado, con las palabras claves correctas y que cumpla con la intención de búsqueda del usuario.
  • Mantener el contenido actualizado siempre que sea necesario.
  • Ofrecer la mejor experiencia de usuario posible.
  • Generar enlaces relevantes por cada tema.

Para finalizar, si quieres sacar provecho del Big Data y la analítica web para tu emprendimiento digital, te invitamos a descubrir qué es Google Data Studio y cómo crear informes con esta herramienta gratuita.